Dejamos unos días atrás de mucho esfuerzo y concentración por parte de todos los participantes en este Nacional de atletismo celebrado en la ciudad de Burgos. Un grandísimo aprendizaje donde todo suma y seguimos creciendo en vivencias, mejoras y subiendo al podium en 3 ocasiones, en un Nacional con más de 300 deportistas de toda España.

  • Adrián Bueno, campeón España Salto longitudo Mod. Adaptada.
  • Cristian Ruiz, campeón España Lanzamiento Peso Junior.
  • David Ortuño, subcampeón España 800 m/l.

 

El deporte como enlace

Burgos celebra durante estos días el Campeonato de Atletismo para personas con Discapacidad Intelectual. La práctica del deporte es un derecho humano, y cada persona debe tener la posibilidad de practicarlo sin discriminación alguna, por medio de la comprensión, la solidaridad y la amistad. En esta tierra milenaria, la ciudad que atraviesa el camino de Santiago, acoge diferentes pruebas atléticas, acorde a las características individuales de los participantes.


El deporte como integración puede dar muchos motivos de satisfacción, aparte de la fórmula más saludable de hacer amigos. Los componentes de NO Hay Límite Yecla, un referente en nuestra ciudad, nunca dejan de transformar el silencio en grito por su constancia, haciendo del deporte un enlace y un motivo integrador y de conciencia una vez más para la inclusión social.
En este campeonato Noelia, Pedro, Adrián, Raúl, David y nuestro junior Cristian, y por supuesto Maite, monitora talismán que siempre está ahí junto a ellos y Javier; espero no olvidarme de ninguno. Ellos irán repartiéndose los ochenta, los cien, los doscientos metros lisos, y hasta incluso los ochocientos; algunos harán saltos de longitud y peso, arropados por el calor de los saltos de alegría del resto.


Ganar es importante, por supuesto que sí, pero el orgullo de estar allí y poder representar con cuajo y arrojo, ya es un triunfo de todos aquellos que participan y también de tantos otros y patrocinadores que continúan dando su apoyo y han dado muestras fehacientes de su confianza siempre.


Ayer ya pudimos saborear las mieles del algún campeón y subcampeón en su categoría adaptada. Todos forman un conjunto de alternancia y representan el magnífico equilibrio en preparación a la hora de salir a esas pistas rodeadas de chopos, y otros que en esta ocasión se han quedado en Yecla.


Esa furgoneta negra, cuyo habitáculo comparte la alegría emotiva de muchos viajes y escucha silenciosa cada día tantas vivencias de la mano de Javier, lleva tantos kilómetros de ilusión como de esperanza, en una correa de transmisión de espíritu integrador, 
al deporte adaptado.

26 de Mayo de 2.018.
65/18. José Antonio Ortega.